Fertilidad Natural con Ayurveda

¿Quieres quedarte embarazada? ¿Lo estáis buscando ya? ¿Lleváis tiempo intentándolo y no llega? En nuestra fertilidad intervienen muchos factores distintos. Algunos hábitos de la vida actual entorpecen el proceso, pero con una planificación correcta y con la ayuda adecuada será mucho más fácil y saludable. El equilibrio cuerpo, mente y espíritu es clave para concebir al bebé y en esto se basa la Medicina Tradicional Ayurveda


¿Qué es la medicina tradicional Ayurveda?
Proviene de la India; Ayurveda significa el conocimiento de la vida y es de los sistemas de salud más antiguos, completos y holísticos que se conocen; que trata el cuerpo como un todo integral, compuesto de mente, cuerpo y alma. Se basa en que todos estamos formados por los cinco elementos, que a su vez se combinan en tres biotipos o tendencias metabólicas, conocidas con el nombre de doshas: vata, pitta y kapha, que definirán tus características físicas, fisiológicas y mentales. Nacemos en equilibrio con una combinación única de estos doshas, y a lo largo de nuestra vida nos vamos desequilibrando dependiendo de: la alimentación, los hábitos de vida, el entorno, el trabajo… el objetivo de la medicina Ayurveda es que volvamos a nuestro equilibrio y lo mantengamos para tener una buena calidad de vida. Se centra, por tanto, en el paciente y no en la enfermedad, en la prevención como eje fundamental, y nos propone un estilo de vida basado en la alimentación saludable, los masajes y los hábitos de vida saludables.

¿Cómo nos ayuda a mejorar la fertilidad?
Ayurveda presta especial atención la calidad de los tejidos del cuerpo. El tejido del que depende nuestra fertilidad es conocido como tejido reproductor o «shukra dhatu». Shukra significa “brillante, puro y radiante” y también tiene un significado más amplio ya que es la «esencia» de algo. En Ayurveda, el término Shukra se utiliza para describir tanto el semen como el óvulo, ya que contienen la esencia de todos los otros tejidos del cuerpo. La salud de shukra es dependiente de nuestro fuego digestivo o también conocido como «agni»; es decir, de nuestra capacidad de digerir no sólo alimentos físicos sino también las situaciones de la vida. Una dieta y estilo de vida que perturba el tejido reproductor y el fuego digestivo, así como el desequilibrio a nivel mental, emocional y físico puede entorpecer la fertilidad. El tratamiento ayurvédico para la fertilidad actúa, desde el plano holístico, limpiando todos los tejidos del cuerpo y reforzando especialmente el tejido reproductor. Es importante que el nuevo ser que vamos a concebir tenga la mejor versión de nuestra esencia, tanto por parte del padre como por parte de la madre.

¿Cómo planifico mi embarazo?
El embarazo es cosa de dos. Ambos miembros de la pareja tienen la responsabilidad de poner a punto su cuerpo, mente y alma para poder recibir al nuevo ser. Generalmente se aconseja empezar la preparación 3 meses antes de la concepción. Esto es así ya que tendremos el tiempo mínimo necesario para limpiar y reforzar todos los tejidos de ambos, padre y madre y restaurar el equilibrio mente-cuerpo-espíritu.
  • Limpieza física: Muchas veces lo que comemos ni se absorbe ni se elimina correctamente, sino que se queda en las paredes del sistema digestivo perturbando la digestión. Esto es conocido en Ayurveda como acumulación de «Ama» y es fundamental en un primer paso limpiar ese exceso de toxinas. 
  • Equilibrio mental y emocional: La correcta gestión del estrés, los miedos, las dudas y las preocupaciones que, inevitablemente, se relacionan con la etapa de la preconcepción, es fundamental para estar tranquila y confiada. Dedicarse tiempo a sí misma y oxigenar el organismo a través de técnicas de meditación y respiración ayudarán a relajar el sistema y que predomine una energía de bienestar adecuada para recibir el nuevo ser. 
  • Reforzar sistema reproductor: Dar fuerza al tejido reproductor con alimentos adecuados como (verduras de hoja verde, dátiles, ghee, rutinas diarias que incluyen respiración, meditación, vínculo con la pareja y asanas de yoga y suplementos ayurvédicos de plantas medicinales como el Shatavari o Ashwagandha
¿Y si el embarazo no llega?
El tiempo medio para concebir es de 6 meses, aunque muchas parejas necesitan más tiempo. Se considera que después de un año intentándolo sin éxito, es posible que haya algún problema de fertilidad.
Según el Ayurveda, es fundamental conectar con los ritmos de la naturaleza (tanto internos como externos) y la sociedad moderna nos aleja de ellos y esto compromete la fertilidad. La sobrecarga de trabajo, los compromisos sociales, las presiones familiares, las exigencias y expectativas cada vez más altas… es posible que todo ello lo perciba nuestra alma y entienda que no hay disponibilidad ni mental ni física para concebir. De hecho, el estrés es una de las principales causas de infertilidad.
Para concebir un hijo, necesitamos fundirnos en nuestros tres cuerpos: mente, cuerpo y espíritu y conectar y establecer un vínculo con nuestra pareja para así poder recibir al nuevo ser.
¿En qué consisten los tratamientos ayurvédicos?
Todo se personaliza, ya que Ayurveda trata el origen del desequilibrio en la persona, no se basa en estándares. Los tratamientos ayurvédicos se basan en el poder de los alimentos (dieta ayurveda) y de las plantas medicinales que se consiguen ya sea a través de suplementos herbales, o a través de aceites medicados (masajes o terapias manuales). Así conseguimos un rejuvenecimiento total de la persona que se sentirá mejor, más sana y dichosa, y ese bienestar repercutirá directamente en su tejido reproductor.

Artículo escrito para farmacia coliseum


Comentarios

Entradas populares de este blog

Sesiones personalizadas

El secreto del masaje Ayurveda

El ajuste que necesitas este otoño